Tere Estrada recauda fondos para su octavo disco “Un blues en la penumbra”

Tere Estrada, la sirena hechicera, recauda fondos para su octavo disco.


 De Facebook Tere Estrada  | Cultural Vox


Después de cuatro años sin grabar, Tere Estrada prepara su octavo álbum. Las canciones ya están listas y es la primera ocasión que busca apoyo de los fans para pagar horas de estudio y maquila de sus discos.

“Cada nuevo disco es como volver a empezar. Aunque nunca empiezas del mismo lugar, es una espiral. Es un nuevo comienzo pero traes el cúmulo de aprendizaje de 7 discos atrás, gestión de giras, composición y montaje de canciones. Plataformas como kickstarter te permiten hacer una campaña de micro mecenazgo en diferentes partes del mundo. Es la primera campaña que hago de este tipo y estoy muy divertida con la experiencia.”
Las canciones nacieron para acompañar la lectura de su novela, aún inédita, Un Blues en la penumbra, que habla sobre la vida de una rockera mexicana en los sesenta. El proyecto tiene dos formatos: se venderá como CD doble (uno con la música y otro con la novela en pdf) y como libro con un código del que se podrá descargar la música. El apoyo que solicita es para grabar la música y maquilar el disco.
Sus discos anteriores son Azul transitando en violeta (1990); Túneles Desiertos (1992); Viaje al centro de tu ser (1994); Encuentros cercanos conmigo (1997); Lotería de pasiones (2002); En vivo (2006) y Compositoras de México (2012).
Mujer intensa y multifacética, escribió el libro Sirenas al Ataque, Historia de las mujeres rockeras mexicanas (1956-2006) publicado en 2008 por Océano, en donde reivindica el papel de la mujer, recuperando la presencia femenina en el rock nacional.
En 2010 representó a México e Iberoamérica en festivales de blues y jazz en Nepal e India, convirtiéndola en las pocas mujeres mexicanas en pisar dichos escenarios. En 2013 fue la única mujer iberoamericana en el Blues Alive Festival en República Checa. En 2015 participó en el Festival de Blues de Medellín y en el Cali Folk & Blues Festival en Colombia. De esta experiencia grabó el documental “Hechizo de Sirena, Tere Estrada en Colombia”.
El link para fondear desde cualquier parte de México o el mundo es:
Para escuchar su música y sus videos puedes visitar
Breve Semblanza
Saltos mortales y piruetas eran la más grande aventura para Tere Estrada. Pero un tobillo lastimado fulminó sus sueños. Entonces una guitarra se cruzó en su camino. Tocar fue un bálsamo para el corazón. Nacieron sus primeras canciones. Con su hermana escribió una obra de teatro para adolescentes que también musicalizó. Hija de padres periodistas, heredó la pasión por las letras. Al principio aprendió música de manera lírica, después tomó clases privadas de canto y guitarra y estudió en el Sindicato de Músicos y en la Sociedad de Autores y Compositores.
De niña un día hizo un hoyo en la pared para ver que había del otro lado, siempre inquieta, su necesidad de encontrar respuestas más allá de lo aparente la llevó a estudiar sociología. Se tituló con la tesis “Lenguaje e identidad en el rock mexicano 1985-1990”, en la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM. Editorial Océano le publicó su investigación Sirenas al ataque (Historia de las mujeres rockeras mexicanas 1956-2006) convirtiéndose una especialista en el tema en el ámbito internacional.
La música de Estrada es muy original, más allá de clichés o modas. Tere compone, toca la guitarra eléctrica, la acústica, el banjo, la mandolina y el piano. Tiene un registro vocal amplio y se da permiso de jugar con la voz. Se identifica con la música negra el blues, el soul, el funk, el rock, pero también con el jazz y los ritmos latinos. Desde hace algunos años comparte su conocimiento en talleres de voz para maestros, locutores, actores y cantantes.
Su manera de tocar la emparenta con la guitarrista Bonnie Raitt, aunque su forma de cantar la sitúa dentro de la escuela de grandes cantantes de jazz. La primera vez que recibió una paga por tocar fue en el Foro Tlalpan del videoasta Sergio García en 1988. Han pasado más de 25 años desde entonces. Su perseverancia es un gran ejemplo para las nuevas bandas. Una mujer multifacética que desde la investigación, la sociología y la música nos ha brindado shows, álbums, libros, talleres, giras. De 2012 a 2014 fue becaria del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes como cantante con trayectoria. Como parte de su proyecto ofreció talleres de voz en el Centro de Arte y Cultura Circo Volador y en foros estudiantiles dió charlas sobre las mujeres rockeras basadas en su libro Sirenas al ataque y presentó el documental de la videoasta “El amor ruge como un león” donde se expone su trayectoria.*
Foto: Facebook Tere Estrada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *